Contra el expolio del río Corneja y el río Alberche

Este Verano en la Comarca de Piedrahita-Barco de Ávila en las limitaciones del parque natural de la sierra de Gredos, ha acontecido lo siguiente: ha llegado un comunicado a los ayuntamientos de varios pueblos situados en la sierra de Villafranca, Valle del Corneja y Alto Alberche por el cual se les comunicaba de un expediente iniciado en 2008 por el que se cede el agua de varios manantiales situados en los nacimientos del río Corneja (afluente del Tormes) y el río Alberche (afluente del tajo) a la empresa Grupo Leche Pascual, para su explotación como agua mineral para su filial Bezoya.
Para ello se amparan en una ley de minas de época franquista, en el momento en que declaren el agua mineral, perderían el derecho de uso de agua los regantes de la comarca.
Desde la repoblación de la comarca en la edad media los agricultores, ganaderos y vecinos de la comarca han canalizado el agua con sus manos, sus azadas y su sudor por toda la sierra y el valle de una manera ecológica y sostenible, consiguiendo una sierra verde, llena de huertos, pastizales y bosques.
Hemos visto lo que han producido las captaciones de Bezoya en otras comarcas, como en el Río Cambrones en la sierra de Guadarrama (Segovia), se entuban los manantiales con tuberías kilométricas que pueden captar 50 litros de agua al segundo hasta un punto de recogida.
El efecto en el ecosistema es inmediato, la sierra y el valle se deseca; En esta comarca han llegado a restringir el agua a los habitantes de poblaciones cercanas en época de sequía mientras Bezoya seguía sacando miles de litros de agua al día.
La estrategia de estas corporaciones es privatizar un bien público, el agua, para embotellarlo y cobrarnos por ella más de mil veces lo que cobra el ayuntamiento, pagando más caro el litro de agua embotellada, que el litro de Petróleo.
Además estas empresas generan verdaderas montañas de vertederos de botellas de plástico.
Privatizar el agua es como privatizar el aire que respiramos, o los rayos que recibimos del sol,  algo a lo que no tienen derecho, el agua de estas sierras no es suya, en todo caso es de los vecinos de la comarca y de la flora y fauna que coexiste en ella, El agua es un bien natural al que tenemos derecho  toda la humanidad; El derecho de acceso al agua potable gratuitamente esta reconocido por la ONU, por lo que no debería ser un producto comercial.
Los políticos de la Junta de Castilla y León, se llena la boca diciendo que están luchando contra el éxodo rural, que hacen todo lo posible por repoblar los pueblos de castilla, pero a la vez pretende regalarle el agua de toda una comarca a un gran corporación alimentaría, si hacen esto, la agricultura y la ganadería, nuestra fuente económica tradicional, serán inviables, y obligaran a los habitantes de los pueblos a abandonar la comarca. Otros pueblos de castilla abandonados y en ruinas una vez más, y una sierra verde convertida en un desierto.
Te solicitamos que apoyes a los vecinos de la comarca para evitar el expolio del agua de su sierra firmando la siguiente petición:

Andres Misastre activista de EQUO SALAMANCA y miembro del Movimiento Para La Defensa del Agua del Corneja y el Alberche

Esta entrada fue publicada en Privatización agua y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *